Google+ Badge

viernes, 14 de marzo de 2014

El tiempo yace sin memoria..



El tiempo yace sin memoria
Y lo que tan intensamente era indestructible
Hoy es esparcido como inútil polvo que se pierde en el olvido.
La quise tanto que descendí al infierno para alcanzarla;
pero la amaba tanto, que decidí hacer de lo nuestro algo eterno;
y el amor, créanme; lo es.
Así fue que busqué lo sacrosanto para darle el perfecto amor
Más ella parecía que entendía sólo de “momentos”
Mientras se revelaba en mi vida la certeza de eternidades.
Hoy el tiempo es una verborragia del pasado,
acumulamientos de escombros;
Y entre ellos, brillando como una piedra preciosa,
la esperanza de volver amarla.

Diego Emilio Corzo